¿MODELO CENTRADO EN LA FAMILIA?

Últimamente existe una corriente muy de moda que es el modelo de Atención Temprana «centrada» en la familia. Los profesionales que nos dedicamos a atender a personas con diversidad funcional sabemos que cada cierto tiempo se pone de moda un diagnóstico o una forma de trabajar. En Atención Temprana esa moda está costando cara…

Ahora resulta que todo lo que hemos aprendido a través de los años no es válido, no se debe trabajar en entornos desnaturalizados, sino en el contexto del hogar, que es el más normalizado posible y en el que se debe actuar a costa de todo.

Y ¿cuál es el resultado?… Pues no vamos a entrar a valorar la ejecución que están llevando muchos centros de Atención Temprana porque no es nuestra labor, lo que sí vamos a contar es cómo están algunas de las familias a las que se les está aplicando este modelo:

  • En primer lugar DESCONTENTAS, no se entiende que si un niño tiene problemas de conducta, lo primordial sea hablar con las familias y no intervenir con el niño.
  • A veces NO están atendiendo las necesidades de los niños: horas de comida y de siesta en las que acude el terapeuta en cuestión y está hablando con la familia porque el niño está dormido.
  • NO les dejan acudir al centro a recibir terapia porque se ha implantado una nueva forma de trabajar y aunque las familias se quejan, la situación de su hijo requiere que se trabaje en casa.

Podríamos seguir y no acabaríamos…

Hay que atender a las familias, por encima de todo, pero con un sentido. El niño sigue siendo el centro de la intervención, la Atención Temprana es para ellos. Las familias siempre se han beneficiado de la observación de las intervenciones y como profesional, la atención a las familias debe hacerse, pero no en perjuicio de la atención de los niños.

La etapa que cubre la Atención Temprana es fundamental para el desarrollo posterior de un niño que presente diversidad funcional, son años clave. Clave para una correcta integración en la etapa escolar, clave para aprender conceptos fundamentales, clave para exprimir sus habilidades…

Desde ANENDO defendemos a las familias, dedicándoles su tiempo y asistiendo a los hogares a trabajar situaciones puntuales que son totalmente necesarias, pero defendemos al niño y defendemos el trabajo integral que no sólo se queda en dar 45 minutos de terapia…

Nos vamos a sumar a este artículo que escribe M.ª Gracia Millá Romero, directora del CDIAT APADIS que nos parece muy acertado.

http://www.lasprovincias.es/comunitat/opinion/201611/17/atencion-temprana-descentrada-20161117000701-v.html

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *